Archivo

Archivo para Agosto, 2014

En 2º plano: las especies menos conocidas de la cuenca del Duero

Viernes, 29 de Agosto de 2014 Comments off

EL GALLIPATO

Entre las numerosas especies de La Casa del Río se encuentra, quizás, una de las más desconocidas para el público que la visita. Hablamos del gallipato.

Fotografía de uno de los ejemplares de gallipato de la Casa del Río
Fotografía de uno de los ejemplares de gallipato de la Casa del Río

Ésta es una especie clasificada dentro del grupo de anfibio y a su vez como haluro (con cola), con nombre científico Pleurodeles waltl.

Su tamaño puede alcanzar los  33 cm en machos y los 28 cm en hembras; y la longitud de la cola, comprimida lateralmente, varía aproximándose al 50% de la longitud total. Posee una cabeza muy aplastada dorso-ventralmente, con ojos pequeños y su piel es verrugosa y con tubérculos terminados en punta negra.

La coloración del gallipato es parda olivácea o gris con manchas negruzcas irregulares, destacando a ambos lados de su cuerpo una hilera de tubérculos coloreados de color anaranjado. El vientre es algo más claro, con tonos amarillos o anaranjados y algunas manchas oscuras.

Vista en detalle de un ejemplar de gallipato de la Casa del Río
Vista en detalle de un ejemplar de gallipato de la Casa del Río

Por otro lado, la piel contiene diversos tipos de glándulas cutáneas como las glándulas mucosas o las glándulas serosas.

En cuanto al dimorfismo sexual los machos tienen la cola relativamente más larga y los miembros anteriores más desarrollados que las hembras.

Las larvas poseen una cresta dorsal-caudal muy desarrollada, teniendo su inicio en el principio del cuerpo. Ésta se estrecha hacia el extremo de la cola terminando en una punta aguda sin filamento. Su cuerpo es de color pardusco o grisáceo, más o menos oscuro, con pequeñas manchas negras o grises y reflejos verdosos. En las primeras épocas de larva posee una corona branquial en la parte posterior de la cabeza.

Su área de distribución incluye España, Portugal y la zona noroeste de Marruecos. En la Península Ibérica ocupa los dos tercios meridionales con un límite norte irregular. Sus poblaciones son mucho más numerosas hacia el sur y el oeste ibérico y se rarifican hacia el norte, especialmente a partir del Sistema Central.

Hacia el norte, consigue superar el Sistema Central penetrando hacia la cuenca del Duero, y es aquí donde se acerca a la provincia de Valladolid.

Es un animal muy ligado al medio acuático, pudiendo pasar la mayor parte de su vida en él. Por lo general, desarrollan su actividad por la noche o durante días de lluvia;  mientras, durante el día se ocultan en el agua, entre hojarasca, o debajo de algún objeto (piedras, rocas, troncos…) Debido a que pueden permanecer largo tiempo en el medio acuático, a menudo se les puede encontrar en pozos o acuíferos.

Todas estas características y modos de vida hacen del gallipato un animal no fácilmente localizable, de ahí su desconocimiento por este entrañable vecino de la cuenca del Duero.

Si os ha picado la curiosidad por este animal tan singular, no lo dudéis y visitar La Casa del Río (cruzando la pasarela peatonal) donde podréis disfrutar de varios ejemplares de gallipato y otras muchas especies.

Más información: http://www.magrama.gob.es/es/biodiversidad/temas/inventarios-nacionales/anfibios_3_tcm7-21382.pdf

Víctor Blanco Guerra

Estudiante en prácticas del Grado de Ciencias Ambientales

Dos proyectos paralelos

Lunes, 25 de Agosto de 2014 Comments off

Desde sus inicios, el Museo de la Ciencia de Valladolid y el Gran Colisionador de Hadrones (LHC) han compartido una vida paralela.

Humor gráfico El clavo. Tira cómica publicada en el Día de Valladolid.

Humor gráfico El clavo. Tira cómica publicada en el Día de Valladolid.

El 29 abril de 2003 abría sus puertas el Museo de la Ciencia de Valladolid, el primer museo de ciencia generalista de Castilla y León, cuyo objetivo inicial era convertirse en un espacio para la cultura científica abierto a los ciudadanos y visitantes de la ciudad de Valladolid, de Castilla y León, de España y el mundo.

Este mismo año, se empezaba a realizar la reforma de El Gran Colisionador de Hadrones, GCH (en inglés Large Hadron ColliderLHC) y sus detectores, cuya utilidad  era “ver” un amplio rango de partículas y fenómenos producidos en las colisiones en el LHC. Ubicado cerca de Ginebra, en la frontera  franco-suiza, se podría explicar el LHC como el mayor acelerador y colisionador de  partículas del mundo, localizado en la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN, sigla que corresponde a su antiguo nombre en francés: Conseil Européen pour la Recherche Nucléaire).

Desde entonces y con el transcurrir del tiempo, ambos proyectos han evolucionado  paralelamente… Cada uno, a su modo.

En septiembre de 2008, terminaba la obra de ingeniería en el CERN,  disparando con éxito los primeros protones en el circuito del túnel por etapas. Esta reforma  se diseñó con el objetivo de responder a diferentes cuestiones: ¿cómo las partículas adquieren masa?, ¿por qué la naturaleza prefiere materia a la antimateria? o ¿cómo la materia evolucionó en los primeros instantes del universo?

Cartel de la exposición "El CERN a través de los ojos de Peter Ginter: la visión de un poeta"

Cartel de la exposición "El CERN a través de los ojos de Peter Ginter: la visión de un poeta"

Al tanto de la importancia de los avances realizados en el CERN, el 8 de junio de 2010, el Museo de la Ciencia inauguraba una exposición fotográfica dedicada a la construcción del Gran Colisionador de Hadrones, con el nombre de El CERN a través de los ojos de Peter Ginter: La visión de un poeta. Una espectacular muestra con la que el fotógrafo alemán Peter Ginter pretendía reflejar la construcción del LHC desde su visión particular y artística.

Haciendo un pequeño paréntesis y echando la vista atrás,  allá por 1960, los físicos François Englert y Peter Higgs formularon la proposición de la ruptura de la simetría en la teoría electrodébil, explicando el origen de la masa de las partículas elementales en general, y de los bosones W y Z en particular.

Éste es el llamado mecanismo de Higgs, el cual predijo la existencia de una nueva partícula, el bosón de Higgs, cuyo descubrimiento, tras una larga búsqueda, tuvo lugar por parte del CERN  en julio de 2012. Un hecho cuyo éxito radicó en la gran cantidad de datos proporcionada por el LHC y a los experimentos ATLAS y CMS.

Por esta última publicación, que reafirma los postulados de Higgs y Englert, el premio Nobel de Física fue otorgado en 2013 a François Englert y Peter Higgs. Año en el que el Museo de la Ciencia de Valladolid celebraba su 10º aniversario, una importante efeméride para la que se preparó una nutrida programación de actividades. Entre las mismas,  no podía faltar la  conferencia “Todo sobre el Bosón de Higgs”. Una charla a cargo de Mariano Santander Navarro, quien expuso de manera breve y amena en qué consistía este descubrimiento.

En la actualidad el LHC está en una larga parada para todo el complejo de aceleradores. Ésta está diseñada para realizar las reparaciones y mejoras del LHC que duplicará su energía y abrirá una nueva ventana para el descubrimiento potencial, permitiendo nuevos estudios sobre el bosón de Higgs y abordar potencialmente misterios sin resolver, como la materia oscura.

El reinicio por completo del LHC está previsto para la primavera de 2015, siendo entonces cuando volverá a activarse el programa de experimentación física, con el objetivo de funcionar a 13 TeV.

En el Museo de la Ciencia de Valladolid seguiremos de cerca esta nueva e importante etapa, con el objetivo de transmitiros los nuevos avances en este terreno.  Porque nuestro objetivo principal es la divulgación de la Ciencia y la Tecnología entre el público general.

Víctor Blanco Guerra

Estudiante en prácticas del Grado de Ciencias Ambientales

Categories: General Tags:

El huerto en casa (II)

Viernes, 8 de Agosto de 2014 Comments off

¡Continuamos con los huertos urbanos! Retomando  la anterior entrada sobre huertos urbanos, en ésta os hablaremos sobre las temporadas de siembra de las diferentes hortalizas y las plagas más comunes que puede sufrir nuestro huerto urbano.

Las temporadas coinciden con las estaciones del año, la primera incluye primavera y verano y la segunda otoño e invierno. Esta separación está basada en la climatología y las cambiantes condiciones atmosféricas que se desarrollan en las diferentes estaciones. Las épocas de siembra pueden fluctuar dependiendo de la zona de siembra y de la variedad de la hortaliza.

Así bien, ahora enumeraremos las hortalizas de otoño-invierno: brócoli, cebolla, zanahoria, acelga, ajo, perejil, lechuga, coles y coliflor, necesitando  las 3 últimas crecimiento inicial en semillero. Por otro lado, las hortalizas de primavera-verano más comunes serían: patata, zanahoria, cebolla, perejil, acelga, judía, tomate, pepino, pimiento, berenjena, calabacín, lechuga, melón, sandía, puerro y remolacha de ensalada, las 10 últimas sembradas inicialmente en semillero.

Para más información,  la web del Mnisterio de Agricultura y Ganadería nos ofrece información útil en este terreno.

Una vez resueltos los problemas de la siembra y calendario, pasaremos a poner remedio a uno de nuestros mayores temores: las plagas. A continuación, explicaremos las tres plagas más comunes en huertos y algunos remedios caseros para combatirlas. También alguna indicación para localizarlas e identificarlas.

EL PULGÓN

Imagen de plaga de pulgón

Imagen de plaga de pulgón

Los Pulgones miden unos 3 milímetros y se localizan por las hojas enrolladas, pegajosas y brotes atacados.

Actúan clavando un pico chupador y absorbiendo la savia de las hojas, causando así importantes daños. Se observan agujeros en las hojas. Suele afectar a casi todas las plantas de nuestro huerto.

Se detecta por manchas amarillas o verde pálido en los puntos de picadura. Es una plaga que ataca durante la primavera y el verano y a la que le favorece mucho la humedad ambiental y el exceso de nitrógeno.

Remedio: debemos eliminar las malas hierbas y los restos de cultivo del jardín. Si el ataque es débil, cortaremos las hojas y brotes dañados. Quitaremos lo que sea posible con un cepillo de dientes (especialmente en plantas de interior). Tienen muchos enemigos naturales (mariquita, crisopa, pequeñas avispillas que los parasitan…) También podemos probar con agua jabonosa y ceniza.

ARAÑAS ROJAS

Imagen de plaga por araña roja
Imagen de plaga por araña roja

Son unas arañas de color rojo y de 0,5 milímetros de tamaño, que apenas se ven a simple vista. Se asientan sobre todo en el envés de las hojas. Debilitan a las plantas dañando el follaje y si el ataque es fuerte puede provocar la caída de éste (defoliación). Al principio, el síntoma más corriente son hojas punteadas coloradas y mates, y manchas amarillas. Posteriormente se abarquillan, se secan y se caen. Los daños pueden ser importantes, sobre todo en tiempo seco y caluroso, cuando las generaciones de araña se suceden con rapidez.

Remedio: para prevenir su presencia, lo mejor es mojar a menudo el follaje de las plantas pulverizando con agua mezclada con jabón neutro. Si la planta está en maceta, deberemos situarla en un lugar sombrío y fresco. Las pieles de cebolla repartidas por el suelo de los cultivos actúan de repelente.

MOSCA BLANCA

Imagen por mosca blanca
Imagen por mosca blanca

Son pequeñas moscas blancas de 3 milímetros de tamaño, que en realidad son chinches, un grupo de insectos con aparato bucal diseñado para perforar y succionar. Los adultos hacen las puestas de huevos en el envés de las hojas, de donde saldrán las larvas y se quedarán a vivir. Tanto larva como adultos actúan  clavando un pico en las hojas y chupando la savia. Un daño que origina una pérdida de vigor de la planta, puesto que lo están sufriendo en sus hojas. Estas moscas también son capaces de generar melaza, lo que produce el hongo Negrilla o Mangla. La melaza que segregan (un jugo azucarado) es asiento para este hongo, dando mal aspecto estético a las hojas que quedan ennegrecidas, a la vez que disminuye su función fotosintética. Por último, la mosca blanca puede transmitir virus de una planta a otra. Se ven favorecidas por temperaturas altas y ambiente húmedo.

Remedio: limpiaremos de malas hierbas el jardín para que no se refugien en ellas. Podemos pulverizar la planta con jabón blando y lavarla con agua jabonosa para ayudar a controlar la proliferación. También se colocan trampas amarillas con pegamento o aceite de cocina; el color las atrae y se quedan pegadas. Esto ayuda a disminuir las poblaciones de adultos.

Victor Blanco Guerra

Estudiante en prácticas del Grado de Ciencias Ambientales

Categories: Uncategorized Tags:

Qué ver en el cielo durante el mes de agosto

Miércoles, 6 de Agosto de 2014 Comments off
Representación del triángulo de verano y gran parte del firmamento del Hemisferio Norte en agosto

Representación del triángulo de verano y gran parte del firmamento del Hemisferio Norte en agosto

Durante el mes de agosto, el Triángulo de Verano se localiza sin ningún problema en la parte más alta del cielo, donde, recordamos, se puede observar la preciosa estrella doble Albireo (constelación del Cisne). Además, si nos encontramos en un lugar oscuro, o al menos todo lo oscuro que podamos, podremos observar la siempre majestuosa Vía Láctea atravesando por la mitad este triángulo.

Cerca del horizonte oeste, Venus todavía es visible dentro de la constelación de Leo. Debemos darnos prisa si queremos ver algo, ya que cada día está más cerca del horizonte y se oculta rápidamente. Aún así, verle a través del telescopio es siempre precioso.

Durante la primera parte de la noche, Marte es visible a la izquierda de la estrella Spica (Virgo). Es fácil de localizar, y su brillo y característico color rojizo harán que nuestro esfuerzo sea recompensado.

Por su parte, Saturno se encuentra inmerso en el medio de las estrellas principales de la constelación de Libra. Su brillo hace fácil su localización y nos muestra sus anillos fácilmente observables.

Y ¡cómo no!, hacia el este ya podemos comenzar a observar algunas de las principales constelaciones del otoño: Capricornio, Acuario, el gran cuadrado de Pegaso escoltado por Piscis y la constelación de Andrómeda que contiene una de las joyas del cielo, la galaxia de Andrómeda – la galaxia más cercana a nosotros y la única visible a simple vista en esta parte norte del mundo-.

Todo esto se completa con el máximo de la lluvia de estrellas, seguramente, más conocida, las Perseidas, también llamadas “Lágrimas de San Lorenzo”, por coincidir con festividad del santo. Si el año pasado la Luna llena nos estropeó la visión de las estrellas fugaces, este año la Luna estará en cuarto menguante, por lo que la observación será, si el tiempo no lo impide, mucho mejor que la anterior, pudiendo ver rastros de estrellas fugaces débiles. El momento del máximo será el día 12 de agosto entre las 18:15 y las 20:45 UT (las 20:15 y las 22:45 hora de España), aunque la noche anterior y posterior también será buenos momentos. Se estima, siempre con mucha prudencia, que en el momento del máximo, la THZ, es decir, el número de estrellas fugaces que se podrá observar en una hora en condiciones ideales, estará en torno a las 100, aunque este número siempre varía en función de una serie de condiciones: lugar de observación, condiciones atmosféricas, humedad, etc. Aún así, seguro que se nos quita la espina que tenemos clavada desde el año pasado.

Esta lluvia de estrellas, como todas, está provocada por un cometa, en este caso el Swift-Tuttle. Al acercarse al Sol van dejando un rastro de desperdicios (fragmentos) que cuando la Tierra lo atraviesa, son atraídos por ésta y penetran en la atmósfera a gran velocidad, se desintegran y forman las estrellas fugaces. Podéis tratar de realizar alguna fotografía o dibujar el rastro del meteoro en el cielo sobre un mapa de estrellas.

Como nota de actualidad, el día 6 de agosto, sobre las 11:00 (hora de España), llegará al fin la sonda Rosetta, después de un viaje de diez años, al cometa 67P/Churiumov-Guerasimenko (el nombrecito se las trae), más conocido en su forma abreviada como 67P/C-G. La sonda desplegará una pequeña lanzadera llamada Philae, que se encargará de analizar el cometa. Esperaremos ansiosos los resultados.

Y recordad, si tenéis cualquier tipo de duda o pregunta sobre observación, objetos o telescopios, no dudéis en escribirnos al planetario@museocienciavalladollid.es, o bien os esperamos en las sesiones del Planetario.

Planetario

Este sitio web usa cookies. Si continúas navegando o pulsas Aceptar, entenderemos que estás de acuerdo con ella. Puedes visitar nuestra Política de Cookies aquí.