Archivo

Archivo para Domingo, 20 de Noviembre de 2011

¡Madame Curie 17 veces!

Domingo, 20 de Noviembre de 2011 Comments off

final_MmeCurie_a_escena_sepia2Esta mañana se celebró en el auditorio del Museo de la Ciencia de Valladolid la final del concurso Madame Curie a escena, con 17 participantes, 15 niñas y 2 niños, y un altísimo nivel, tanto en vestuario y caracterización, como en actitud, representación, y en el rigor y profundidad de los parlamentos. Prácticamente todos los aspectos de la vida de la gran científica han sido expuestos, desde su infancia a su vejez, su amor por Polonia, su esposo Pierre Curie, su familia, sus clases en la Sorbona, sus Premios Nobel, sus grandes logros como mujer pionera en tantos aspectos…

Los internautas pudieron seguir el desarrollo del concurso en twitter, con imágenes de las-os participantes: http://twitter.com/#!/Mciencia_Va

Realmente fue di-fi-ci-lí-si-mo elegir entre las-os concursantes, y deseamos hacer un homenaje a todas-os
ellas-os, que nos han sorprendido y cautivado, así como a sus familias y profesores-as, que sin duda les han ayudado y apoyado en esta aventura.

Violeta, con sencilla ropa de laboratorio, muy realista, nos habló de memoria y con gran soltura de la
belleza y utilidad de la Ciencia, atreviéndose incluso con el francés para la despedida.

Claudia entró como una modelo, hasta se quitó su abrigo. Nos ofreció una hermosa historia de su infancia y vida, de las dificultades de una mujer científica.

María Begoña, con una original caracterización actualizada de la gran científica, narró varios aspectos de su vida y terminó con una emotiva cita textual.

Claudia, muy elegante, totalmente de negro, portaba un libro y fue la única concursante que citó una de las visitas de Madame Curie a España, en 1919, para asistir al I Congreso Nacional de Medicina.

Lúa desfiló con su bata blanca de laboratorio, superó con gran valentía alguna dificultad de memoria y concluyó su exposición encadenando varias brillantes frases de Madame Curie.

Noelia lucía un precioso vestido negro de época, muy apropiado, y expuso su parlamento con auténticas maneras de actriz.

María presentó su discurso en primera persona, con una magnífica caracterización, con abrigo y portando un balón de destilación “recién salido” del laboratorio.

Alberto nos dejó sin palabras con un completo y cuidado discurso, saludando y despidiéndose en francés, y volviendo al micrófono con gracia, para recordarnos que su cumpleaños había sido el pasado 7 de noviembre.

Juan presentó su parlamento totalmente de memoria, llevando con elegancia una cuidada vestimenta, complementada con una botella de laboratorio.

Laura recreó a una Madame Curie madura, con su peluca canosa, y tuvo la originalidad y acierto de referirse a “su visita” al Museo de la Ciencia de Valladolid.

Alejandra vestía un modelo realizado con materiales reciclados. Situó su intervención el 7 de noviembre de 1911, llevaba una reproducción del diploma del Premio Nobel, y nos hizo sonreir enumerando el menú de la comida de celebración.

Claudia, toda de blanco y negro, con falda de material plástico y un elegante canotier, se distinguió por un discurso más personal, hablando de “su” esposo, amigo y compañero de trabajo, Pierre Curie.

Alexandra vistió también un modelo negro de material reciclado, complementado con instrumental de laboratorio, y nos ofreció interesantes detalles de la vida de Madame Curie en la Sorbona.

Catarina eligió el plástico blanco, con detalles en negro, para su indumentaria de época, y nos admiró con su saludo en español, francés, alemán y ruso o polaco (aquí debo confesar mi ignorancia…)

Cecilia lucía una original ropa de material reciclado blanco, y llevaba una imagen de rayos X para ilustrar su mención del uso de la radiografía móvil que Madame Curie propuso para ayudar a los soldados heridos durante la Primera Guerra Mundial.

Cristina, una Madame Curie de 60 años, con los dedos quemados por la radiación, nos ofreció de memoria un reivindicativo parlamento sobre los numerosos campos en que Madame Curie fue pionera: “Fui la primera mujer catedrática en la Sorbona…, en ganar un Premio Nobel…, en ganar dos Premios Nobel…”

Elsa se dirigió a la audiencia en primera persona, con una magnífica caracterización, en ropa de trabajo, y un balón de laboratorio en la mano.
Con su intervención concluyó brillantemente el desfile.

Lamentablemente, sólo podía haber una Madame Curie ganadora, y el premio correspondió a la
concursante Violeta Redondo Redondo. ¡Muchas felicidades!

Albert Einstein se preciaba de haberse relacionado con Madame Curie “durante veinte años de sublime y perenne amistad”. La admiraba profundamente y escribió “Si la fuerza de carácter y la devolución de la Sra. Curie estuviesen vivas en los intelactuales europeos, aunque sólo fuese en una pequeña proporción, Europa tendría ante sí un futuro brillante”.

Esta reflexión parece igualmente válida en la actualidad, tanto para Europa como para España…
Todos tenemos puesta nuestra esperanza en niñas y niños como los que han participado hoy en el concurso, y deseamos que se parezcan a Madame Curie en esos fantásticos valores que Einstein destacaba.

¡Gracias a todas y todos por representar el mejor futuro posible!

final_MmeCurie_a_escena2

Este sitio web usa cookies. Si continúas navegando o pulsas Aceptar, entenderemos que estás de acuerdo con ella. Puedes visitar nuestra Política de Cookies aquí.